jueves, 6 de mayo de 2010

Localizan las cajas negras del avión de Air France que cayó al Atlántico

Localizan cajas negras del vuelo AF447 de Air France

Gerardo Lissardy

BBC Mundo, París

Francia anunció este jueves que localizó la zona donde se encuentran las cajas negras del vuelo AF447 que el año pasado cayó al Océano Atlántico, pero advirtió que falta confirmar si podrá recuperarlas.

El Ministerio francés de Defensa informó que marcó un punto del Atlántico con un margen de error de cinco kilómetros donde estarían las cajas negras, consideradas clave para entender la tragedia que mató a 228 personas.

El Airbus 330 de Air France se precipitó al océano cuando volaba de Río de Janeiro a París en la noche del 31 de mayo al 1° de junio de 2009, sin que hasta ahora se hayan determinado oficialmente los motivos de esa caída.

El portavoz gubernamental francés Luc Chatel pidió este jueves ser "extremadamente prudentes" tras el anuncio de la posible localización de los aparatos que registran información sobre el vuelo.

"Ahora debemos ver si es posible recuperar estas cajas negras, a qué profundidad están", dijo Chatel a la radio France Info.

"Una caja de zapatos"

El anuncio de la posible localización de las cajas negras surgió mientras la oficina francesa que investiga la tragedia, BEA por sus siglas en francés, extendía la tercera fase de búsqueda de los aparatos en el Atlántico.

Ahora debemos ver si es posible recuperar estas cajas negras, a qué profundidad están

(Luc Chatel, portavoz del gobierno de Francia)

El secretario francés de Transportes, Dominique Bussereau, indicó que según datos de la Defensa nacional las cajas negras habrían sido localizadas gracias a un submarino que detectó señales que emitían tras la caída del avión.

Esos registros realizados en la primera fase de búsqueda un mes después de la tragedia fueron analizados con tecnología especial en Francia antes de llegar a las conclusiones anunciadas este jueves.

El general Christian Baptiste, un portavoz del Ministerio francés de Defensa, dijo a la agencia de noticias AFP que la zona del Atlántico donde estarían las cajas negras fue delimitada por expertos de la Marina gala.

"Eso no significa que vayamos a recuperar las cajas negras porque ellas no emiten más (señales) y la zona donde estarían es muy accidentada", agregó. "Equivale a buscar una caja de zapatos en una zona del tamaño de París, por 3.000 metros de profundidad".

"Equipos movilizados"

Martine del Bono, una vocera de la BEA, dijo que los equipos de esa agencia investigadora intentan confirmar en el océano y en sus oficinas de las afueras de París los datos divulgados por el gobierno.

Restos del vuelo AF447 de Air France

En la tragedia murieron 228 personas.

"Estamos trabajando en la información que fue comunicada por el Ministerio de Defensa, hay equipos movilizados para verificar, trabajar y estudiar esta información", dijo Del Bono a BBC Mundo.

Estaba previsto que miembros de la BEA se reunieran con militares franceses en el correr del jueves para analizar la información.

En su segundo y último informe preliminar sobre la tragedia publicado en diciembre, la BEA indicó que "las circunstancias exactas del accidente y sus causas siguen sin ser determinadas".

Sin embargo, admitió que los sensores de velocidad Pitot que tenía el avión pueden dar información errónea en la altura y recomendó modificar los criterios para habilitarlos.

Los sensores Pitot fueron señalados por pilotos y expertos en aviación como la probable causa de la tragedia, pero la BEA negó que la caída del avión se explique sólo por una incoherencia en las mediciones de velocidad.

En la actual fase de búsqueda de las cajas negras en el Atlántico lanzada en abril por la BEA, y extendida recientemente, participaron un barco estadounidense y otro noruego, así como sonares y robots submarinos.

En la fase previa de rastreo, entre julio y agosto, también se emplearon submarinos y sónares, mientras que en la primera búsqueda de un mes tras la caída del avión se utilizaron aparatos para captar la señal de las balizas.


Francia localiza las cajas negras del Airbus que se estrelló en el Atlántico

Los investigadores calculan un margen de error de cinco kilómetros.- Defensa no asegura que vaya a recuperar los dispositivos

La caja negra del Airbus del vuelo AF447 que el pasado uno de junio se estrelló en medio del océano Atlántico, a unos 1.300 kilómetros de la ciudad de Arrecife, cuando volaba de madrugada desde Río de Janeiro a París con 228 personas a bordo, ha sido localizada. Se encuentra, según asegura un portavoz del Ministerio de Defensa francés, en un área acotada de cinco kilómetros cuadrados.

"Esto no quiere decir que se pueda rescatar y sacar a la superficie. Es como encontrar una caja de zapatos en una zona de la superficie de París y con un relieve como Los Alpes", ha explicado, gráficamente, el portavoz de la Marina francesa, Hurgues du Plessis a la agencia France Presse. En efecto: el terreno en el descansa ahora la caja negra, que encierra, en principio, los secretos de ese vuelo sin supervivientes, tiene una profundidad media de 3.000 metros y es muy accidentado y montañoso.

La localización del área de la caja negra se ha producido porque los investigadores han examinado nuevamente las grabaciones que los submarinos armados de potentes receptores hicieron semanas después del accidente. La caja negra emitió, durante dos meses, un sonido parecido al que hace un martillo de madera al golpear sobre una mesa. En su tiempo, esas grabaciones no presentaron nada. Pero ahora, gracias a nuevos programas informáticos, se ha podido rescatar el sonido delimitador.

Las causas del accidente aún son oscuras: el organismo oficial francés encargado de las investigaciones, la BEA, aludió en su tiempo a un posible fallo de las sondas encargadas de medir la velocidad del avión y al hecho de que éste atravesara una zona de grandes turbulencias sin esos medidores perfectamente sintonizados. Pero añadía que faltaban elementos para saber exactamente por qué se vino abajo el avión de forma tan abrupta.










No hay comentarios.:

Publicar un comentario