miércoles, 29 de junio de 2016

Lic. Albareda | Pedro Dynamo en terapia

Advertencia: 
Lic.  Albareda

Mi paciente, Pedro Dynamo, no responde al perfil profesional del común de los lectores de esta Columna. Es un empresario de mediana edad, ha perdido tres importantes cuentas de clientes y se encuentra afrontando cambios de directo impacto en su empresa y en su propia estabilidad laboral,  ETAPA DE CAMBIOS TURBULENTOS y fuertes vivencias de incertidumbre.
Esto nos muestra que los CAMBIOS son una constante, seas quien seas.  
(Copio el extracto de una sesión terapéutica entre mi paciente Pedro Dynamo y yo, su terapeuta).

Pedro Dynamo: 
Muy difícil es para mí es contener situaciones que no siempre son límites pero sí de urgente respuesta y solución.  También compruebo qué difícil es asumir cambios, correrme de mi zona de confort, de mi mundo conocido (que no siempre es tan seguro, ni confortable, ni amable, donde también se desarrollan pujas, celos, viejas historias de desestima, etc.). Pero me doy cuenta que encuentro flexibilidad en mí para  acomodarme a lo nuevo, aunque no lo haya buscado.
Mi expectativa ante una emergencia es solucionarla de inmediato, no tengo en cuenta tiempos, costos, etc., la expectativa es  solucionar el problema de la manera más inmediata. 
Creo que hasta acá funciono bien. 
El problema es que vienen cambios externos a mí y no puedo modificarlos. O los acepto o… ¿quéee?. 
                       
Yo: 
Me parece que lo estás visualizando con un sesgo negativo. 
Valorá tu CAPACIDAD de resolución inmediata, una herramienta que no todos poseen y deben crear. En vos se da naturalmente. El resto es tu estilo propio. 
A partir de ahí, aceptación y negociación con la realidad. Perdiste tres Cuentas de Clientes, ya está, se fueron, no podés modificar esa realidad. 
Estás asumiendo que podrían existir oportunidades que hasta ahora no viste. Buscalas. Siempre están. Y mantenerse en el pasado estático no siempre garantiza éxitos. Mucho menos desafíos.
PUNTO: a medias.

Pedro Dynamo: 
Siempre me insistís en que parta desde la PRIMERA PREGUNTA: “¿Puedo con esto?”.
En un primer momento mi respuesta es “NO”: veo mi vida como un drama, imposibilidad de solución, conflicto con la situación laboral, familiar, etc. No me freno en la acción porque de última el problema es mío y tengo, sí o sí, que resolverlo, debo TOMAR DECISIONES,  a no ser que ya no me importe nada de nada.
Me impongo ganarle al miedo o la ansiedad. Últimamente me detengo poco en el miedo, lo menciono, lo pienso rápidamente y como no hay alternativas, avanzo. Ansiedad mucha, esto va unido a la acción y a no detenerme demasiado en los miedos.
Lo que decido termino aceptándolo, me da muchísima bronca el error y sobre todo cuando es casi injustificable, obviamente el error del prójimo me fastidia muchísimo, pero trato de calmarme. 
En terapia con vos aprendo a discriminar y valorar mi Yo, no sólo lo que hacen los demás.
A lo mejor perder esta clientela puede significar ganar otros. Tengo que salir a la búsqueda de oportunidades. Esto ya lo incorporé. Gracias al trabajo con vos.

Yo: 
Estás entrenando no quedarte con la respuesta automática del primer momento. Ésta es natural: no puedo, es un drama, son frases del yo necesarias para tomarse tiempo de acomodarse. 
PUNTO: positivo.

Pedro Dynamo: 
La segunda pregunta: “¿Quiero esto?”. Oscilo en posiciones encontradas, quiero o no quiero, me conviene o no me conviene. Me defiendo pensando: “Que se jodan, no es problema mío, yo hice lo posible y más...” ó “¡No, no quiero esto, por qué miércoles me toca a mí!” En definitiva, de alguna u otra forma se termina negociando o buscando soluciones o alternativas. Pero me angustio y nuevamente me digo: “¿Por qué debo pasar por esto?”, me embronca  que la realidad externa me coaccione, me apriete, me ponga en un lugar de nueva lucha no buscada. 
Aprender de lo vivido,  últimamente ME voy deteniendo bastante en estas cosas.

Yo: 
Nuevamente reacción de oposición. No te resignes, debe servir para tomarte tiempo y acomodarte. Posteriormente, se afronta. De hecho: resolvés, vas tomando decisiones, vas ACEPTANDO lo que no podés modificar, y vas MODIFICANDO lo que no querés aceptar. Pero siempre mirándote como eje de tu vida, sos un GRAN CONDUCTOR, sos el GRAN CONTROLADOR de tu vida. Te mueven, pero no te doblás. Sabés encontrar caminos por donde transitar.
PUNTO: positivo.

Pedro Dynamo: 
¿Qué ocurre si reacciono o no? Si no reacciono, a nadie le preocupa demasiado, no se calientan demasiado porque ven mi poca energía. Si reacciono, se mueven de otra manera. Si mi reacción es alocada muchas veces la toman como tal, o sea, “Pedro es un reaccionario neurótico”, si es más serena pero firme y contundente comparten el problema. DE AMBAS FORMAS TRATO DE LLEGAR A MI SOLUCION Y MI OPINION.
Generalmente salen cosas apresuradas, pocas se terminan bien pero se terminan y otras se terminan regular o se terminan de la forma no deseada, pero finalmente la cosa llega a su fin.
Me cuesta aceptar limitaciones, insisto y a veces me sale mal, pero a veces bien y me calmo.

Yo: 
Demasiado análisis centrado en la mirada del otro, no en una conducta madura propia. 
El entrenamiento debe centrarse en tu autonomía, en la seguridad del criterio propio. Dejás una grieta muy grande por donde ingresan los rumores, los pareceres, lo que te impacta en negativo. No debés 
exponerte tanto a los otros. 
PUNTO: a medias.
Pedro Dynamo:  
Utilizo poco Lenguaje cognitivo, me pregunto poco, soy más impulsivo, casi ninguna pregunta. ¡Me cuesta! Es más, no quiero pensar.

Yo: Lo sé, en esto estamos trabajando. Estás aprendiendo a reconocer ambos lenguajes, el cognitivo y el emocional. Considero te encontrás en plena expansión y desarrollo. 
PUNTO: muy positivo.

Pedro Dynamo: 
Mi Lenguaje emocional es poco armónico. Soy muy autoritario, a veces con algún grito fuera de lugar, hasta tomé conciencia que suelo descargarme en Facebook.

Yo: 
Estás entrenando el lenguaje emocional para reconocer cuándo obstaculiza, cuándo interfiere, cuándo se vuelve reacción infantil inoperante. Descargar al aire es catarsis, reflexionar y posicionarse es operativo. También considerá que mucho de esto es tu estilo personal, no te culpes.
Son emociones que aún falta entrenar para lograr reforzar autoestima y no degradar con “Esto no puede estar pasándome a mí”.Todavía tenemos que entrenar ambos Lenguajes para reforzar al yo. Estás en plena expansión y desarrollo.
PUNTO: positivo ++.

Pedro Dynamo: Me disgusta que no respondan de la misma forma que yo, sé que tengo excesiva responsabilidad y EXIJO LO MISMO.  No me gusta que hagan las cosas de otra manera a las pautadas, o que quieran modernizar la operatoria de la empresa, etc. 

Yo: 
Nuevamente una mirada sesgada hacia el otro. Volvé sobre vos mismo. Y más errónea aún si EXIGÍS que actúen como vos creés que lo harías. Esto lleva a la bronca, autogenerás emociones negativas. 
Debemos entrenar Lenguaje cognitivo, que te posicione en un escenario de pensamiento y análisis y no te interfiera la bronca, el enojo, las viejas historias, etc.
PUNTO: a medias.

Pedro Dynamo: 
Gestionar pensamiento positivo. DEFINITIVAMENTE NO LO HAGO.

Yo: 
A DESARROLLAR. Más aún si hay una “decisión” tuya de no generar pensamiento positivo. Debemos encontrar por qué no lo hacés, por qué preferís estancarte en la QUEJA REDUNDANTE, en la P.N.O. (Pica Normal Operativa): criticar, enfermarte.
PUNTO: no logrado.

Pedro Dynamo: 
El Plan de acción, lo establezco a medias pero logro ir cumpliendo las etapas. Respecto a lo que trabajamos juntos sobre el listado de tareas, obligaciones, compromisos, 90% de efectividad, pero me doy cuenta que me cuesta muchísimo, no sé si ordenarlas o cumplirlas. Me demoro en la toma de decisiones.

Yo: En plena expansión y desarrollo. Se requiere de mayor Lenguaje cognitivo. 
PUNTO positivo ++.

Lic. María del Carmen ALBAREDA
                                                                                                           Licenciada en Psicología
Capacitadora en Factores Humanos
                                                                                                         mdelcalbareda@yahoo.com.ar

No hay comentarios.:

Publicar un comentario