Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando las entradas de julio, 2018

Paraguay | Accidente ZP-BEU

Accidente en Paraguay Aeronave BE58 Matrícula ZP-BEU Despegó de la localidad de Ayolas | SGAY a las 18:22hs local con destino a Asunción | SGAS Cuatro personas abordo, todas fallecidas El RCC ASU solicitó colaboración al SAR EANA.  El Sub-Centro SIS se movilizó a la ciudad de Posadas y coordinó con Gendarmería, Prefectura y Policía Provincial la ayuda con cuatro helicópteros para participar en la búsqueda de la aeronave.  Una comitiva de rescate integrada por militares y miembros de la Unidad Especial de Búsqueda y Rescate SAR del Cuerpo de Bomberos Voluntarios y la Entidad Binacional Yacyretá (EBY) reinició la búsqueda a primeras horas de esta mañana. Además, se sumó un helicóptero de la Gendarmería Argentina que avistó los restos de la aeronave, dando aviso al SAR Paraguayo. Fotos  Roque González Vera, ABC Color Technical Data Wing span 11.5 m Length 9.1 m Height 2.97 m Powerplant 2 x 300 HP Continental IO 550-C piston engines o

Los mitos

Ícaro estaba retenido junto a su padre, Dédalo, en la isla de Creta por el rey de la isla, llamado Minos. Dédalo decidió escapar de la isla, pero dado que Minos controlaba la tierra y el mar, Dédalo se puso a trabajar para fabricar alas para él y su joven hijo, Ícaro. Enlazó plumas entre sí uniendo con hilo las plumas centrales y con cera las laterales, y le dio al conjunto la suave curvatura de las alas de un pájaro. Ícaro a veces corría a recoger del suelo las plumas que el viento se había llevado o ablandaba la cera. Cuando al fin terminó el trabajo, Dédalo batió sus alas y se halló subiendo y suspendido en el aire. Equipó entonces a su hijo de la misma manera, y le enseñó cómo volar. Cuando ambos estuvieron preparados para volar, Dédalo advirtió a Ícaro que no volase demasiado alto porque sol ( Sol, peligro genérico ) genera calor (Peligro específico) y derretiría la cera (consecuencia del peligro), ni demasiado bajo porque la espuma del mar ( Mar, peligro genérico ) moja